El comandante Juan Manuel Díaz Organitos, reconoce a oficiales caídos

24/01/2018 Comentarios

Gobiernos municipales deben de asumir responsabilidades, insiste.

Cortazar, Gto.- Al referirse a los últimos hechos violentos que se han registrado en diferentes municipios del estado, en donde en 11 días han perdido a vida cinco policías municipales; el director operativo de Irapuato y dos de las Fuerza de Seguridad Pública Estatal, se tendrá que trabajar en mejorar la operatividad para reforzarla entre los tres niveles de gobierno, aseguró el comandante de la XVI zona militar, Juan Manuel Díaz Organitos.

El jefe militar hizo un reconocimiento a los oficiales caídos en cumplimiento de su deber.

“Se trabajará en mejorar y reforzar la operatividad entre los tres niveles de gobierno, estas pérdidas nos deben mover como sociedad, para reconocer a los servidores públicos que dan lo más preciado que es la vida y la sociedad se los debe de reconocer”.

Destacó que ante la exigencia de la sociedad por resultados, en la parte que les toca como servidores públicos es estrechar la comunicación y la presencia en todos los municipios, pero que los gobiernos locales tienen que hacer lo que les corresponde.

Cabe mencionar que el primer caso se registró en el municipio de Salvatierra el 12 de enero, alrededor de las 20:00 horas, cuando al 911 se reportó una agresión a balazos, en la calle Avenida Paraíso de la colonia Rosas de Castilla. Ahí perdió la vida un policía municipal de nombre Erik y un acompañante.

Posteriormente el día 17 en esta misma ciudad, sujetos armados irrumpieron las instalaciones del Hospital General, donde ejecutaron al hombre que había sobrevivido a un atentado la noche anterior y al policía municipal que lo custodiaba.

El director operativo de Seguridad Ciudadana municipal de Irapuato, Javier Castañeda, fue ejecutado cuando se dirigía a su domicilio, en los límites con el municipio de Abasolo, el viernes 19 de enero.

En San José Iturbide dos policías fueron ejecutados durante una persecución a la entrada del fraccionamiento María Teresa, en el lugar también quedó un civil lesionado, el hecho se registró la mañana del sábado 20 de enero.

Finalmente el lunes 22 de enero en la ciudad de Apaseo el Alto, dos elementos del Mando Único e integrantes de las Fuerzas de Seguridad Pública del Estado, fueron acribillados a balazos, en las inmediaciones del panteón municipal y oficinas del Ministerio Público; cabe destacar que en ninguno de los casos hay detenidos.

Compártelo

Más de:

Déjanos tu comentario