Apaseo el Alto -El pueblo que ya no confía en sus autoridades

19/03/2018 Comentarios
El estado de Guanajuato se está yendo al fondo de la lista en materia de Seguridad. De todas las regiones de Guanajuato, el municipio que sufrió el mayor cambio para peor, es Apaseo el Alto.
Oficina del Módulo de Tránsito quedó abandonada después de recibir la tercer balacera en días no consecutivos.

El estado de Guanajuato se está yendo al fondo de la lista en materia de Seguridad. De todas las regiones de Guanajuato, el municipio que sufrió el mayor cambio para peor, es Apaseo el Alto.

El Alcalde

Miguel Ángel Sánchez Escutia es el presidente municipal de Apaseo el Alto. Lo llamativo es que éste señor no vive en Apaseo el Alto, es decir, ni en el pueblo o ciudad que lo eligió, así como tampoco en ninguno de los ranchos o pueblitos que componen el municipio. Ni siquiera vive en un municipio cercano, es más, ni siquiera vive en Guanajuato. El señor Sánchez Escutia vive en Querétaro.

Durante el gobierno del señor Sánchez, comenzaron las balaceras. No ocurrió desde el primer día, sino poco a poco. En el 2017 hubieron récord de balaceras registradas para un pueblo tan chico.

Decir que durante éste gobierno comenzaron las balaceras, podría hacer pensar a algunos que el presidente municipal lucha contra la delincuencia, pero no. No hay datos que digan que puedan confirmar ese razonamiento. No han bajado las balaceras, muy por lo contrario, han aumentado más que nunca. Tampoco pueden presumir que han atrapado a más delincuentes, sino que los policías municipales sólo se dedicaron a detener motocicletas y verificar las placas y papeles de los vehículos que transitan todos los días por el pueblo. Resultado: ningún sicario detenido, al menos en vinculación con las investigaciones pertinentes.

Otra cosa que llama la atención es que el mismo Presidente municipal “informaba” a través de las redes sociales. Bueno, decir, “informaba” es una manera generosa de llamar a lo que él hacía. En realidad, confundía. Por ejemplo, luego de la primera balacera fuerte que ocurrió en dicho pueblo, el 10 de marzo de 2017, dónde fallecieron cinco personas en un taller de motos, el alcalde salió a decir (a través de su cuenta de Facebook) que no pasaba nada, y que la gente podía salir segura de sus casas y continuar como si nada hubiera pasado. Las críticas que recibió fueron innumerables, y desde entonces comenzó a bloquear a diestra y siniestra, por lo que muchos ya no pueden ver cuáles son sus últimas noticias sobre lo que suceden en el municipio.

No apoyan a la Prensa

Las autoridades del pueblo de Apaseo el Alto tampoco apoyan a la prensa (no hay periódicos, ni radio, ni nada), sólo un esbozo informativo en un espacio de tv de aire que pocos ven. En otras palabras, la mayoría de la gente del pueblo sólo se enteran lo que sucede en ese lugar, a causa de los ruidos que ocasionan los balazos, o cuando llega un informador de otra ciudad (de Celaya) e informa a través de las redes sociales (“El Hijo del Llanero Solititito”), o por lo que aparecen publicados en los Periódicos de Celaya o León Guanajuato, que ilustran un poco lo que ocurre en el pueblo. Tal vez las autoridades no quieren que se sepan muchas cosas que ocurren en éste lugar.

Mando Único

Desde hace unos meses atrás, el poder policial quedó delegado al Mando Único de Operaciones Policiales. El cambio no hizo la diferencia. En los primeros días se vieron más patrullas, pero apenas se iban, volvían las balaceras.

Luego de que ocurriera la tercer balacera contra el edificio del Módulo de la Policía de Tránsito, nadie asistió al funeral de una policía. Ni el alcalde o presidente municipal ni nadie de su gobierno. Eso generó un malestar muy grande, tanto entre los policías, como en la pasiva sociedad. Tal vez, el presidente municipal se escudó en que, como ya es Mando Único, ya no le importaba nada lo relacionado con la Policía, pero no fue la única vez que las autoridades municipales han dejado solos a los parientes del fallecido, puesto que en otras oportunidades, tampoco existieron apoyos para cubrir los gastos de funerarias o recuperación post-hospitalaria de un elemento de la Policía ante una balacera.

Módulo de Tránsito

La oficina del Módulo de Tránsito recibió varias balaceras en donde murieron varios policías), pues entonces decidieron quitar la mencionada oficina del lugar dónde se encontraba, y la llevaron a un lugar desconocido por la mayoría del pueblo. Ahora el lugar está vacío, y si antes servía de referencia para acudir a solicitar “seguridad” en esa zona del pueblo, ahora ya no hay nada en todo ese sector, y lo máximo que se pueden ver son ocasionales caravanas de patrullas de policías dónde pasan fuertemente armados los uniformados.

  • 5 de septiembre de 2017, 2 am: 7 muertos. Cuatro policías y una empleada de Tránsito y dos despachadores de gasolina.
  • 5 de febrero de 2018, 4 am: 5 muertos. Una secretaria falleció y quedó herida otra mujer. Mientras que cuatro policías fallecieron cerca, al ser emboscados cuando realizaban un patrullaje en el centro.
  • El 3 de marzo de 2018, 8:30 am: 1 muerto y dos heridos.
Edificio de la Oficina del Módulo de Tránsito y patrulla abandonada en el lugar, frente a la Alameda de Apaseo el Alto, Guanajuato

La situación del pueblo se ha vuelto muy precaria, tanto en la economía como en la seguridad. Los sicarios tienen bien controlado el lugar, y están convirtiendo al pueblo en un pueblo de pobres, que ni se quejan ni dicen nada, y las autoridades se van a vivir a otros lugares porque no creen que el lugar sea lo suficientemente seguro para sus familias. ¿Qué tiene que hacer el pueblo, irse de Apaseo el Alto? Quien pudiera, seguramente lo hará, pero mientras tanto las autoridades continúen desprotegiendo a los policías, no apoyando, ni dando incentivos (ni diplomas, ni mejoras en sus sueldos, ni funeral pagado, nada) luego de repeler una balacera, lo único que lograrán es que las personas que se meten para policías, se terminen cambiando de bando (sea narco o huachicolero).

Hoy ya queda poco para que éstas autoridades se vayan. Pronto llegarán las elecciones, y otras autoridades tendrán que lidiar contra todo lo que ocurre aquí. Hay muchísimas cosas que arreglar en el pueblo, y nadie sabe si de verdad puedan arreglar todo el desastre que hay en éste pueblo, pero lo que sí se sabe, es que éste pueblo tardará muchísimo tiempo en volver a confiar en sus autoridades. Pero tal vez eso a nadie les interese.

LB

Con Información de: Noticabos.

Compártelo

Déjanos tu comentario