Comerciantes paran obra de construcción de calle a un costado de la plaza textil, el gobierno de Moroleón se negaba a ayudarlos

07/08/2018 Comentarios

-El gobierno municipal no quera ayudar a los comerciantes para que se modificara el proyecto de la obra porque la calle iba a quedar casi 2 metros por encima del nivel de la plaza.
-Tuvieron que ir los socios de la plaza con el director de obras públicas a solicitar el permiso de CONAGUA para la modificación del proyecto.
Moroleón, Gto.- En una más de las jugadas de Jorge Ortiz, se arrancó la construcción de calle que se ubicará en un lado de la plaza textil metropolitana y sin previo aviso a los comerciantes socios del lugar, mucho menos a la ciudadanía, todo empezó bien hace aproximadamente un mes, pero los empresarios comenzaron a ver algo raro, se estaba rellenando con tierra el camino y luego se enteraron que la calle no quedaría al nivel.
La calle en el proyecto de presidencia iba a quedar casi 2 metros por encima del nivel en el que se encuentra la plaza y si de por sí los locales ya gotean con el techo de pésima calidad que tienen y ahora con la calle por encima del nivel dicen que se inundarían con las lluvias, por eso acudieron a la presidencia municipal a quejarse y a pedir una solución pacífica a las autoridades municipales, pero dicen que ni el alcalde los recibió sino el secretario de ayuntamiento y el director de obras.
En la reunión les dijeron que era imposible cambiar el proyecto que por las normas que les impone CONAGUA para hacer la obra y que sacar un permiso para la modificación de todo el proyecto era impensable a estas alturas, pero los comerciantes manifestaron que nunca se les indicó que la calle iba a quedar así, casi 2 metros por arriba.
Las autoridades municipales se tomaron su tiempo para hacer evidente la negación de las cosas que, porque el permiso no iba a proceder, que porque se tenía que parar la obra y la quieren entregar antes de que se acabe la administración (por eso de los moches), que se van a frenar tres meses para obtener la respuesta de CONAGUA y muchos otros pretextos que mostraron para no hacer el trámite burocrático porque lo que quieren ellos es hacerlo al ahí se va todo.
Al final las autoridades municipales, en este caso Jorge Alberto Díaz Zamudio director de obras públicas, les tomó la propuesta a los socios textiles de ir a las oficinas de CONAGUA a expresar la inconformidad e inquietudes de los comerciantes, pues estos dijeron que una comisión acompañara al funcionario a ver si procedía el permiso y las opciones que había para cambiar el proyecto.
En Celaya se encontraron con el delgado de CONAGUA, quien le dio la razón a los empresarios textiles y les autorizó la modificación del proyecto, se paró la obra y las autoridades municipales tienen una semana para entregar la solicitud del permiso y modificaciones al proyecto, pero esto no lo quería la administración y pusieron muchas trabas, algo está raro en esa obra.

Compártelo

Más de:

Déjanos tu comentario