Ex presidentes sienten la lumbre: ciudadanos exigen dar gasto de pensiones a los damnificados

25/09/2017 Comentarios
DKkkkmPUIAAjJ7D
En 1987, Miguel de la Madrid Hurtado asentó su voluntad en un acuerdo. Quería que mientras gobernaran, los Presidentes mexicanos no estuvieran intranquilos por su futuro y no fueran tocados por las tentaciones de la corrupción. Así que emitió un acuerdo para que de por vida, a los ex Mandatarios y sus viudas, se les pagara el equivalente a lo que gana un Secretario de Estado, se les diera una plantilla de 25 personas con sueldos de hasta 200 mil pesos y tuvieron -ellos y sus familiares-, guardias del Estado Mayor Presidencial. Todo ello, cada año, es una erogación de 40 millones de pesos de dinero público, aprobada por el Congreso de la Unión. Hoy los ciudadanos piden a través de las redes sociales y de la plataforma Change.org que ese dinero sí sea usado para la tranquilidad en el futuro; pero no de quienes ocuparon Los Pinos; sino de los que lo han perdido todo o parte de su vida en el sismo que estremeció a México hace seis tardes.

Ciudad de México, 25 de septiembre.– El estremecimiento de 7.1 grados Richter del pasado 19 de septiembre sacó a la superficie otra petición ciudadana que en la plataforma Change.org ya suma más de cuatro mil firmas apenas 12 horas después de ser lanzada. Debe retirarse la pensión vitalicia a los ex Presidentes de México y destinarse a reconstruir el futuro de los damnificados del sismo.

La demanda surge después de que la exigencia ciudadana #PartidosDenNuestroDinero y una petición en Change.org cimbrara a los partidos políticos y los orillara a una decisión que antes fue impensable. Aceptaron despojarse del dinero público al que tienen derecho para realizar campañas en 2018, cuando se efectuará el proceso electoral más grande de la Historia de México.

La pensión vitalicia también es un concepto otorgado con dinero de los ciudadanos. El Congreso de la Unión aprueba, cada año, una partida para la Presidencia de la República para que la destine a un pago para los ex Presidentes o sus viudas, lo que en promedio asciende a 40 millones de pesos.

Este medio digital cuenta con uno de los recibos otorgados por la Primera Magistratura como pensión vitalicia. Se trata del que corresponde al pago para Felipe Calderón Hinojosa para la quincena del 15 al 31 de julio de 2017. En el documento puede apreciarse que además de dinero, hay una prestación de seguro de vida.

De manera puntual, cada ex Presidente recibe el equivalente al sueldo neto de un Secretario de Estado; es decir, 205 mil pesos (este monto incluye seguros de vida), los salarios de una plantilla laboral de 25 personas cuyo máximo cargo de Director General también es de 205 mil pesos y cuyo costo total alcanza el millón de pesos; además de elementos del Estado Mayor Presidencial cuyo número y costo no pueden ser conocidos pues la Presidencia de la República mantiene este dato bajo reserva.

Su sustento se encuentra en un acuerdo de 1987, emitido por el entonces Presidente Miguel de la Madrid Hurtado, que no fue publicado en el Diario Oficial de la Federación, según una búsqueda de este medio digital. Además, la Presidencia de la República de Enrique Peña Nieto sostuvo en la solicitud de información 0210000107116 que en sus archivos no cuenta con el documento original y por lo tanto, no le puede brindar copia certificada a los ciudadanos.

En ese acuerdo que ya cumple 30 años, Miguel de la Madrid Hurtado, entonces Presidente de México, dejó asentado que el objetivo de la pensión vitalicia para ex Primeros Mandatarios era que al gobernar durante seis años estuvieran tranquilos respecto a sus días fuera de Los Pinos y no fueran tentados por la corrupción. Hoy, en medio de la tragedia, los ciudadanos que han tomado las calles y las redes sociales piden que ese dinero sea para que los afectados del sismo de 7.1 grados del pasado 19 de septiembre reconstruyan su futuro.

En sus justificaciones, De la Madrid expuso: “Que como reconocimiento del Gobierno Federal la la labor de todos aquellos servidores públicos que hayan desempeñado el cargo de Presidente Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos, es imperativo adoptar las previsiones indispensables a fin de que, tanto ellos como sus derechohabientes conforme a la Ley, cuenten con los recursos económicos, prestaciones de seguridad social, servicios de apoyo y de seguridad suficientes para preservar su integridad e independencia económica a que tienen derecho por haber desempeñado tan honroso y alto cargo de la Federación”.

En el caso de las viudas, en el acuerdo quedó asentado que en el año de la muerte del ex Mandatario, la cónyuge percibirá una cantidad equivalente al 80 por ciento en términos netos del sueldo total (de un Secretario de Estado), cantidad que se decrementará en 10 por ciento anual a partir del segundo año hasta llegar al 50 por ciento.

Durante años, organizaciones civiles pidieron una reducción de dinero para los partidos políticos; pero fue el sismo el que logró que aceptaran despojarse de sus prespuestos para 2018. La pensión vitalicia también ha sido objeto de controversia y peticiones para que sea eliminada. En las últimas legislaturas, distintas fuerzas políticas presentaron iniciativas y peticiones en la Cámara de Diputados para que este pago de por vida a ex Mandatarios fuera suspendida o por lo menos regulado. Ninguna prosperó. Así, este año y en estos días funestos, el pago cumple 30 años.

LA TRANQUILIDAD QUE PREVIÓ DE LA MADRID

En estos momentos, esa pensión con sus prerrogativas, es cobrada por los ex Presidentes Felipe Calderón Hinojosa (2006-2012), Vicente Fox Quesada (2000-2006) y Luis Echeverría Álvarez (1970-1976).

Además de ellos, también la tienen las viudas de los ex Presidentes José López Portillo, Alejandra Acimovic Popovic (la actriz Sasha Montenegro) y Miguel de la Madrid Hurtado, Paloma Delia Margarita Cordero Tapia. Según asentó Los Pinos a una solicitud de información, los ex Mandatarios Carlos Salinas de Gortari (1988-1994) y Ernesto Zedillo Ponce de León (1994-2000) renunciaron al beneficio.

Alejandra Acimovic Popovic  (la actriz Sasha Montenegro) no fue Primera Dama. Ella no era la esposa del ex Presidente José López Portillo cuando él cumplía su mandato. Ese papel lo desempeñaba Carmen Romano Nolk quien falleció en 2000. En 1995, Sasha Montenegro y José López Portillo se casaron por lo civil y cinco años después lo hicieron ante la Iglesia Católica.

En sus nupcias por la Iglesia, el Mandatario tenía 80 años de edad y ella, 54. En 2004, él solicitó el divorcio debido a supuestos maltratos físicos y verbales por parte de la actriz; pero falleció al poco tiempo. Así fue que Alejandra Acimovic, mejor conocida como Sasha Montenegro, se convirtió en la legítima viuda con derecho a la pensión.

Paloma Cordero, esposa del ex Presidente Miguel de la Madrid, quien murió en 2012, presidió el consejo consultivo del Sistema Integral de (DIF) con programas de protección de menores maltratados, sobre procuración de justicia y a la atención a personas con discapacidad. En los estragos del terremoto de septiembre de 1985 apareció al lado de los damnificados.

Por Linaloe R. Flores Información de Sin Embargo

Compártelo

Déjanos tu comentario