Se debe tener cuidado con el futbol: Psicólogos

24/06/2018 Comentarios

Ser espectador de los partidos que se juegan en el Mundial puede afectar las relaciones, provocar baja productividad y malas calificaciones, advierten 

Redacción.- El Mundial de Futbol es un suceso que, cada cuatro años, los aficionados de ese deporte esperan con verdadera ansia, y aunque haya quienes no son fanáticos, en estos días se vive, oye y respira la justa deportiva a cada momento.

Los sicólogos aseguran que si bien, en el mejor de los casos, este deporte puede unir a las familias en torno a un televisor para seguir el desempeño de su equipo favorito, también es el pretexto idóneo para romper la armonía de la pareja y la dinámica de una familia, además de provocar falta de productividad y bajar las calificaciones de los estudiantes.

(Lo que dura el Mundial) es un mes de relajación. Los niños se distraen de sus tareas escolares, los adultos, principalmente los hombres, suelen descuidar sus tareas laborales y familiares.

Puede haber desatención de la pareja, las tareas cotidianas de la casa pasan a segundo plano e, incluso, hay cambios en la vida social”,  explicó la doctora Claudia Sotelo Arias, directora del Centro de Especialización en Estudios Psicológicos de la Infancia (CEEPI).

Los expertos aseguran que con este tipo de eventos deportivos se pueden agudizar los triángulos de mala comunicación y, por ende, los problemas tenderán a crecer exponencialmente.

La clave de todo está en llegar a acuerdos, crearlos; está bien que los aficionados disfruten de su deporte, siempre y cuando al termino del mismo se comparta con los demás miembros de la familia una actividad de conjunto, no pueden encerrarse sólo en sus gustos, porque entonces esa mala comunicación creará un triángulo en el que se rompan los vínculos y entonces uno esté en la sala y otro en la cocina, desgastando las relaciones familiares. Es decir, el conflicto se da cuando el aficionado no encuentra el equilibrio”, explicó a Excélsior Zey Frausto, sicóloga conductual.

Otro factor importante se da con los niños y adolescentes, que en esta época tienden a bajar calificaciones por centrar la atención en el futbol y no en las clases, lo que evidentemente traerá conflictos con uno o con los dos padres de familia.

Además, la experta aseguró que las mujeres presentan conductas irregulares que no son recomendables en una relación de pareja.

Hay una disputa constante por los horarios para ver la televisión. En casos más extremos, las agendas familiares se basan en las horas de los juegos.

También sucede con frecuencia que las mujeres erróneamente comienzan a competir con el nuevo enemigo: el futbol, lo cual podría recrudecer los problemas”, señaló Zey Frausto.

Cabe recordar el video, hasta cierto punto cómico, que ha estado circulando en las redes sociales, en el cual un hombre le muestra a su esposa el calendario que ha hecho, señalando los juegos que verá y los días en los que estará disponible durante la duración del Mundial de Futbol y cómo eso es el motivo de una acalorada discusión.

Las sicólogas coincidieron en que lo importante en este momento es la negociación de los tiempos compartidos en familia, porque de otra forma el peligro de distanciamientos y posibles rupturas es cada vez más real.

Por ello, como en el futbol debe haber reglas claras. Las familias deben negociar los partidos que verán y cada uno de los integrantes tendrá que ceder. Todas las relaciones familiares son así, y la idea es sacrificar algunas cosas para ganar más al final”, explicó Sotelo.

Lo ideal es integrar antes que separar, que este evento sea el pretexto para tener un punto de encuentro en la familia y para eso todos deben ceder, los aficionados y los que no lo son, y eso evidentemente demostrará el nivel de egoísmo que existe en cada relación.

Ceder, mediar y negociar, son los elementos necesarios para no perder, a nivel personal y familiar, con esta justa mundialista”, concluyó Frausto.

PARA TOMAR EN CUENTA

  • De acuerdo con los Psicólogos esta justa deportiva puede originar:
  • Baja de productividad laboral.
  • Conflictos familiares diversos.
  • Baja de rendimiento escolar en niños y jóvenes.
  • Los adultos y algunos niños pueden subir de peso.
  • Adquirir deudas que no podrán subsanarse.
  • Depresión cuando el equipo nacional pierde o queda eliminado.

UN DATO

Durante el Mundial 2018, que se realiza entre el 14 de junio y el 15 de julio, se jugarán 64 partidos en 12 estadios distribuidos en 11 ciudades de Rusia.

Compártelo

Más de:

Déjanos tu comentario