Pólvora e infiernitos

MORENA-VERDE: EL CORTEJO PARA EL FUTURO

FLIRTEOS. Aunque hasta hace un año se tundían mutuamente y algunos y algunas decían que ‘nunca’ podrían estar cerca o armar un pacto, Verde y Morena siguen estrechando lazos en Guanajuato para confirmar el nuevo matrimonio político convenenciero de los promotores de la cuarta transformación.

PASAJE. El pasado viernes en San Felipe, la diputada federal del Verde, Beatriz Manrique, la coordinadora de la bancada local, Vanessa Sánchez, estuvieron en este municipio con el alcalde emanado del tucán, Eduardo López, en un evento de entrega de apoyos a campesinos de parte de Diconsa y el regreso de la estrategia de los precios de garantía.

ACOMPAÑANTES. En un par de eventos acompañaron a los del Verde, las senadoras Antares Vázquez Alatorre y Martha Lucía Micher Camarena.

DE REBOTE. No había tampoco opción para verdes y morenistas. Lo que ocurre en el ámbito nacional con el Verde entregado ahora como satélite y apoyador incondicional del gobierno de Andrés Manuel López Obrador debe tener su réplica en Guanajuato.

OTRO GALLO. A diferencia de lo que ocurría con el PRI en la entidad en donde el Verde resistió la sumisión y el acercamiento con el tricolor al punto que en la pasada elección, decidieron caminar solitos, con Morena ya perdieron la pena de verse cada vez más cerca.

DIFERENCIAS. Ya se dio el acuerdo en la mesa para establecer una agenda de contrapeso frente al gobierno panista aunque en el Congreso del Estado se ve mucho más complicado.

DEFENSA. Algunos gestos de solidaridad por más que se hubiesen dado en otras circunstancias como el que mostró Beatriz Manrique con Antares Vázquez tras la queja de esta última por la publicación en el muro de un colaborador del coordinador panista Juan Carlos Romero que afecta la imagen de Talía Vázquez, subprocuradora Federal del Consumidor, también dan cuenta de estos nuevos alineamientos.

COALICIÓN. Lo curioso es que la perspectiva que se abre es amplia pero todavía impredecible. Morena está partido en dos tribus. Por un lado, está clara la alianza entre Alma Alcaraz y el grupo de las Vázquez Alatorre (Talía y Antares) y el procurador federal del Consumidor Ricardo Sheffield.

RESISTENCIA. Del otro lado, Ernesto Prieto que hace equipo con Ricardo García Oseguera y Miguel Ángel Chico además de Aurelio Martínez Velázquez.

DURO. Ayer, la dirigente Alma Alcaraz dejó un recado a los diputados federales Chico Herrera y al fantasmal (salió por tómbola y solo él sabe qué hace) Israel Ramos para que hagan pública su declaración patrimonial 3 de 3. La jiribilla es inevitable.

ARRANQUE. Alcaraz sabe a quién apretar y exhibir más. Por el momento, el Verde tiene un acercamiento más natural con Sheffield y las Vázquez Alatorre. Es demasiado pronto para elucubrar con temas electorales y sueños de tirios y troyanos para 2021. Esas son calenturas prematuras. Pero el cortejo es claro e inocultable.

NARRO EN GUANAJUATO: EL PRI EN EL HOYO Y CAVANDO

ESCENITAS. El doctor José Narro Robles quien trae la bendición oficialista como el próximo ungido del PRI como jerarca nacional ya supo lo que es el fuego amigo e inmisericorde de los priistas en Guanajuato a quienes no les importa guardar las formas.

CON TODO. El viernes se exhibieron sin tapujos ante el exrector de la UNAM que tocó base en Guanajuato. Ya Narro sabe que pese a la monumental derrota del pasado julio que mandó al PRI al tercer lugar como fuerza política, Gerardo Sánchez quiere mantener el control de la franquicia aun con el riesgo de despedazar más al partido.

DE FAMILIA. Viejos incondicionales como Santiago García López y Rigoberto Paredes que fueron dirigente estatal y coordinador de bancada se han alejado de la querencia.

LA BARAJA. Sánchez García, a trasmano tiene sus candidatos para seguir mangoneando el futuro del PRI: Armando de la Cruz Uribe, Claudia Navarrete, Jacobo Manrique, Gerardo Zavala, Leonardo Solórzano, Montserrat Vázquez y Clemente Villalpando.

PECADO. Unos más, menos pero todos son contemplados como cartas gerardistas. Algunos tienen un perfil interesante. Su gran problema es el cordón umbilical político que los liga al exlíder nacional de la CNC.

TOMA Y DACA. Hubo quienes despotricaron con el estado de cosas que reina en el PRI guanajuatense como el exdirigente Javier Contreras; Paredes tuvo que salirse en medio de abucheo, Montserrat Vázquez defendió a ultranza a Sánchez García. Volvieron los señalamientos cruzados de vendidos y propanistas.

DISYUNTIVA. José Narro sabe ahora que en Guanajuato el PRI está tan dividido como el resto del país pero aquí la división se padece con un acelerado debilitamiento de quienes no ven futuro en un partido secuestrado por un grupo que quiere seguir practicando el deporte favorito de los priistas: la simulación o el agandalle.

LA DEL ESTRIBO…

No va a ser tan fácil como decirlo, que el gobierno de Diego Sinhue Rodríguez Vallejo se quede con el manejo de su sistema de salud y rechace la centralización que pretende el gobierno de Andrés Manuel López Obrador.

Para decirlo en plata. El gobierno de Guanajuato puede decidir con la mano en la cintura que sigue con su sistema pero también el gobierno federal puede decidir no enviarle varios miles de millones que hoy destina para el Seguro Popular.

Así que tampoco es buena idea agotar el avispero sin estrategia. Tiene que haber un acuerdo… en buen plan o se pueden hacer el harakiri.

JUAN CARLOS MUÑOZ: EL OPORTUNO OSTRACISMO

Del protagonismo al ostracismo. Del escándalo, al bajo perfil. De la presidencia de la Comisión de Transporte a ser uno más en San Lázaro. Del incidente con una reportera a pasar desapercibido en la grilla local.

Hasta el trienio anterior, Juan Carlos Muñoz Márquez fue un ave de tempestades permanente.

Un empresario que ingresó a la política por una circunstancia muy particular y hasta suicida, podrían decir algunos, y se ha mantenido en ella, sin que tenga necesidad del sueldo que ahí percibe, generalmente cercano a la controversia.

Hace exactamente dos años, el llamado ‘Castor’ protagonizó un incidente al interior del PAN que salió a la luz pública porque el mismo presunto ofendido así lo quiso, su compañero de bancada, Guillermo Aguirre Fonseca.

“El presidente de la Comisión de Seguridad Pública del Congreso local, presuntamente insultó e intentó agredir a golpes a su homólogo Guillermo Aguirre, porque éste le cuestionó sobre su reticencia a subir el tema de la Ley de la Prevención Social de la Violencia y la Delincuencia, para su análisis, luego de la reunión que el Grupo Parlamentario del PAN sostuvo en un hotel de esta ciudad”, así decía la nota de <correo> que narró en primicia ese hecho.

De acuerdo con Aguirre Fonseca, fue necesaria la intervención del también legislador Juan Manuel Villafaña y personal de Comunicación Social para que el asunto no pasara a mayores.

Unos días después, Muñoz Márquez protagonizaría un nuevo incidente con una reportera. Y bueno, basta recordar su protagonismo en aquella fiesta en Puerto Vallarta que precipitó la salida del hoy candidato a alcalde de San Miguel de Allende, Luis Alberto Villarreal, como coordinador de la bancada panista en San Lázaro.

En la legislatura pasada, sus roces frecuentes  con Beatriz Manrique, la famosa frase de “gano poquito” y su proclividad a enredarse al momento de declarar.

Hace un año, optó por la candidatura a diputado federal cuando tenía la oportunidad de reelegirse. Se siente más cómodo en San Lázaro, aunque hasta ahora con bajo perfil mediático.

Prácticamente ha pasado desapercibido. Hoy las circunstancias son totalmente distintas a su anterior paso por la curul federal. La mayoría morenista aplasta, avasalla y condena a muchos en la oposición a bajar la guardia. Después de haber sido ave de tempestades…

LA IMAGEN DEL DÍA

GOLPE DE TIMÓN INSUFICIENTE: LA INSEGURIDAD QUE NO SE VA

La parafernalia, las declaraciones, las señales de sintonía se mantienen. Ya arribaron cientos de elementos federales a Guanajuato, ya se arreglaron los diferendos entre el gobierno estatal con Salamanca. El apoyo federal es fehaciente. La Fiscalía General del Estado presume sus agentes con capacitación de primer mundo, equipamiento de primera al igual que las Fuerzas de Seguridad Pública.

Pero, todos estos signos positivos palidecen cuando nos encontramos con las últimas malas nuevas del día a día en Guanajuato. El sábado fue particularmente sangriento: 22 homicidios en menos de 24 horas, el incendio de la toma clandestina de un ducto de combustible en León.

Apaseo el Alto, Irapuato, Salamanca, Salvatierra se confirman como focos rojos de violencia en la entidad como ocurre desde hace mucho tiempo. Pero hay nuevos frentes de preocupación. Guanajuato capital ya aparece como otro municipio cada vez más violento cuando era un oasis de tranquilidad. En poco más de tres meses se han registrado los mismos homicidios de los dos años anteriores.

En materia de secuestros, una de los flancos más presumidos por la Fiscalía en Guanajuato durante los últimos años, ya también exhibe su lado oscuro. Pues en las últimas semanas se han registrado más que el año anterior.

En otras palabras, no hay razón para echar las campanas al vuelo. El gobierno de Andrés Manuel López Obrador decretó hace semanas, casi casi el fin del ‘huachicol’ y sí, parecía que de pronto, las fugas, las tomas clandestinas iban disminuyendo de manera paulatina.

Lo que ocurrió la madrugada del domingo en León vuelve a encender los focos de alerta.

En Guanajuato, tanto el secretario de Seguridad, Álvar Cabeza de Vaca, como el fiscal general ofrecen su versión color de rosa de nuestra realidad con cifras y datos que disparan el optimismo. No todo está mal por supuesto pero lejos del paraíso que ellos señalan.

Muy lejos y con pocas opciones de escurrir al bulto.

inf: PERIODICO EL CORREO

Comentarios

comentario

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here